Una casa de locas

En octubre del 2018, en plena macrisis, un grupo de travas, maricas, tortas y todo tipo de locas irreverentes se animaron a un sueño: construir un hogar propio, una casa de la militancia diversa con olor a yegua, puta y montonera. Entre fiestas, ciclos, reuniones, cumbres travas y aquelarres, la casa de las locas se abre paso en un momento histórico de la Argentina para construir una voz propia. Un espacio para que los cuerpos negados por la historia de los patriarcas, se conviertan en lxs verdaderas protagonistas de una revolución parida desde el amor. Pasen y vean.

Brujas, mariposas y libres

La casa de las locas es en sí misma… una versión adulta de aquella casita en la que  jugaba a poder ser quien yo quisiera, un páramo donde el refugio se transformó en proyecto, donde se hermanan los mundos del dime y el direte. Una casita de la Walsh puesta de cabeza. Donde no existen las líneas divisorias y todo se puede fusionar. Se ve de todo como en botica, piernas peludas con medias de red, labiales con barbas, gliter en el corazón y sudor en las manos.

La casa de las locas es de esos lugares donde habitan espíritus jóvenes con aquellos que nos siguen susurrando al oído que los normales sean los otros. Mates, faso en el balcón, cien fiestas de las buenas y el aquelarre de sabernos brujas, mariposas y libres… La casa de las locas es el lugar de nuestro mundo que nos negaron de chiques.

¡Nuestra casa es, ante todo, amor cuantificado por las barreras que les sobra al mundo!

Morena

Una venganza que ensayó el tiempo

La Casa de Las Locas es una suerte de venganza que ensayó el tiempo para devolverle a la Paquito un poco de tanto.

Está hecha también con algo del mismo hilo con el que algunas maricas irreverentes habían cosido aquella bandera emblemática que se alzó un 25 de mayo ante una plaza colmada por los descamisados y descamisadas de nuestra Patria.

La Casa de Las Locas guarda en su interior la risa chamanesca de Lohana, la ternura de las manos de Eva, la locura tan loca de las locas de la Plaza, la fuerza de Cristina. Es también el cumplimiento de una promesa que hicimos a aquella rubia que hoy no está y está siempre.

La Casa de Las Locas es un poco de cada una de ellas y de les que hoy habitan los cuerpos que se comprometen a transformar este mundo.

La Casa de Las Locas es convicción y fanatismo. No somos un club de amigues, estamos construyendo un colectivo que disputa el sentido de la ciudad de queremos.

La Casa de Las Locas es un hogar de sueños que vamos a cumplir.

Alejandra

Susy Shock ofreció un show íntimo a beneficio de La Casa durante el verano.

Esta luz es nuestra

La Kasa de las Locas me gusta en todas sus acepciones. Con K, con Z, con C. Porque en la casa se caza, como hacen los cazadores. En la casa se casan. En la casa se dice nakandpop con K.

La Kasa de las Locas es mi casa. Toda trans-formada, tortizada, aputazada, heteroflexibilizada. La manifestación de todos nuestros amores todes. El reflejo de nuestros sueños. La elegía colectiva. Un regalo del futuro. Todo lo que nos trajo hasta acá.

La Kasa de las Locas es nuestra. Como la luz. Y el amor.

La Fabi.

Video: Nico Méndez 
Fotografías: Fer Quiróz
Edición: Martín Paoltroni

Deja un comentario